viernes, 12 de junio de 2009

Mileuristas cada hora

Florentino Pérez ha llegado con los pies pisando firme en su segunda etapa como presidente madridista. La diferencia es que, si bien en los tiempos galácticos viviamos en un esplendor, ahora la cosa es distinta. Pero él sigue igual. Ha fichado a Kaká por 70 millones de euros y a Cristiano Ronaldo por la nada despreciable cifra de 94 millones de euros. Ambos son pobrecitos, mileuristas por lo que ganarán. Si, pero mileuristas cada hora. Es decir, por cada sesenta minutos que pasen en sus vidas, estén haciendo lo que estén haciendo, ya sea jugar, comer, practicar el sexo, lo que sea, cobrarán 1000 €. Mientras, otro se dejan la piel treinta y cinco horas a la semana para cobrarlo al mes y dar gracias de que no les echen.El fútbol siempre ha sido así de ilógico en términos económicos. Lo que ocurre es que en el tiempo en Florentino fichó a la galaxia, a Figo, a Zidane, etc; el Real Madrid estaba recalificando su ciudad deportiva, con lo que tenía liquidez y de donde sacar el dinero. Sin embargo, ahora no es que tenga pozo alguno de donde extraer capital. ¿Cómo lo hará? Yo si fuera socio del Madrid le preguntaría de donde está sacando el dinero y como saneará las cuentas después de todo esto.

Además, hay un punto inmoral en estas historias. Que la imagen haya ganado al deporte es insano. Los jugadores ganan más en tanto en cuanto su físico y su fama son mayores. Ni siquiera se prodiga el don de gentes pues son, en general, unos maleducados. Las aficiones debieran reclamar un cambio en las plantillas potenciándose, como ha hecho el Barça de Guardiola, la cantera. El fútbol profesional tiene hoy en día más miserias que virtudes.

1 comentario:

Enrique dijo...

Los precios por los que se pagan para fichar a un jugador son altísimos. Pero no hay que olvidar que los ingresos que recibe el equipo de fútbol es más del doble de lo que ha comprado. Esto lo digo porque alguien escribió que "mientras unos no tienen ni para comer otros pagan 98 millones de euros". Esto lo digo porque habría que replantearse la manera de obtener dinero para los pobres. Si alguien puede pagar 98 millones por un jugador de fútbol es porque, como ya he dicho, les van a dar beneficio. Pues habría que encontrar a alguien con el suficiente carisma para que la gente le pagara y él donaria casi todas sus ganancias (excepto su sueldo) para ayudar a los pueblos pobres y no a los gobiernos (creo que los países ricos donan bastante dinero a los paises en vias de desarrollo, sin embargo allí no se notan las ayudas mientras que si hay mucho armamento).